La zarzuela monetaria

En todos los ámbitos hay mucho chupatintas y soplagaitas pero el gremio de la música se lleva la palma. Quizás sea porque la mayoría de música que se realiza en este país no se puede considerar como tal y que la cultura musical en la población es de muy bajo nivel. Además de súper cicuto tenemos a José Manuel Cobos y su tropa, entre los que figuran los progres de Ana Belén y su marido el ferroviario, el roquero por excelencia Miguel Ríos, cuyo único mérito es tener una versión que se deja escuchar como “Bienvenidos” porque lo demás es pura bazofia, y un sequito de jóvenes “cantantes” de dudoso nivel cultural y musical guiados por esos dos monstruos que son Alejandro Sanz y Ana Torroja.

Estos señores se quejan de la piratería, se ve que al bueno del Alejandro no le llega para pagar las cuatro casas que tiene, y en parte no les quito la razón, a mí también me parece mal la red de piratería, los tops manta y demás. Principalmente porque hace daño ver determinados discos a ras de suelo, evidentemente ninguno es de los cantantes anteriormente citados. Pero estamos llegando a un punto que da vergüenza leer determinados comentarios para solventar el tema de la piratería. Y cuando se observa a esa gente sacados por hornadas para triunfar como manejan términos de los cuales carecen de conocimiento, mezclando Internet, con redes mafiosas, lo legal con lo moral y lo ilegal con lo inmoral, no conocen la ley y hablan de ella con una simpleza que te deja atónito y llega un punto donde la nausea te invade con tanta violencia en que te dan ganas de reventarle la cabeza a esos ladrones del arte.

Pero respiras profundamente, juras en arameo y si puedes escuchas algún disco de Led Zeppelin, Jeff Bucley, Portishead… o de cualquier grupo que te guste, que no tiene que salir en la televisión a vender su ultimo single y que es una autentica delicia escuchar el disco de principio a fin, como deben ser escuchados, ni grandes éxitos, ni singles, ni remixes maquineros… como cualquier otra obra de arte, como un cuadro de Goya, Picaso o Velásquez, sin alteraciones, sin tiempo de por medio, sin excentricidades ni poses prefabricadas, sin árboles que tapen el bosque, solo música, solo arte, con un hilo de linealidad que te haga subir y bajar en emociones a su antojo pero sin escalones, con una sutileza que no se deja ver pero que se siente.

Ese modo de entender la música, en estos lares no se da mucho, abundan los niños y niñas guapas cantando letras de un sentimiento “excepcional” mientras mueven sus culos. También los hay que se disfrazan de cantautores buscando en cada canción la frase rebuscada, que haga pensar al escucharla, eso sí, no tiene una mierda de sentimentalidad en la mayoría de ocasiones, porque no se dan cuenta que no se trata de decir muchas cosas sino de como se digan.

Existe una generación, que ahora ya son mayores, que van de consagrados, de grandes iconos, que sacaron un disco en su juventud, se arrimaron a un determinado movimiento político y a cantar la puta canción hasta el día del juicio final, da lo mismo que los discos posteriores no sirvan ni para posa vasos, tienen la vox populis ganada aunque canten la canción del elefante. Por último están los que van de malotes, de anti-sistema y no sé cuantas cosas más, pero que acaban cayendo y firmando por una compañía más o menos grande de discos para salir en la televisión junto al presentador guay, porque no les llega a fin de mes con la mierda de música que tocan.

Así, es fácil entender que esto va cada vez peor, y ahora con el movimiento hip-hop con su música, el rap, el panorama esta deteriorando hasta un nivel inusitado, no me meto en el tipo de música, para gustos colores, a mi no me gusta pero se respeta, lo que me molesta es que tiene una alta carga de imagen forzada porque al que escucha, al receptor, no le importa o no le tendría que importar lo más mínimo como va vestido o que poses realice el emisor, el cantante, y en el caso del hip-hop va de eso, en general es como lo anterior, todo estética, todo pose, todo formas… los conciertos deberían ser a oscuras, ¿para que quieres ver música? Seria un buen inicio para distinguir entre músicos y gente que posa cantando, para posteriormente poner luz ha aquellos grupos que realmente valieran la pena.

Anuncios

2 Responses to La zarzuela monetaria

  1. Anonymous dice:

    Cuántas verdades chaval, ahora mismo me pongo a escuchar Brothers in Arms de Dire Straits para desintoxicarme un poco ;).
    Por cierto, cómo revienta ver a los “hiphoperos” diciendo eso de “Nosotros cantamos para la gente normal de la calle” XD, creo que sabrás a lo que me refiero.
    Ale, saludos y a cascarla.

  2. un renegado más dice:

    hay solo un tipo de musica… ¿cual? la que no te deja indiferente. La que cuando la escuchas, y no me refiero a un temazo, me refiero a un disco entero, simplemente no te deja igual que estabas.
    Hace tiempo, y lo anterior viene a esto, un colega, una de las personas que he conocido que mas ama la musica, me dijo: La musica palmo el dia que se inauguró la MTV.
    Que verdad tenias, amigo. Y que verdad hay en incertain.
    Me da pena, que se tracionen las creencias, me da pena que Case-O diga: Nunca seras mejor que los que inventaron tu estilo, y luego me salga un puto niñato, disfrazado de “hipphopero”, rodeado de tias buanas, con un cadillac, y cadenas diciendo que es un hiphopero. ¿Que te ha pasado en la cabeza?. Que ha quedado de tu estilo. Del bronx neoyorkino, de public enemy, de los wu tang, y si me apuras de los beastie boys.
    La old school esta en huelga.

    Y esto bueno, de hip hop.
    Por que aun mas insultante me parecce, la nueva hornada, de desgraciados niños, mezcla de brad pitt y del mamaon de guti, que me salen cantando PUNK, jajaja. De nuevo me surge la pregunta. ¿pero que ostias pasa en vuestras cabezas?.Si Joe Ramone levantara la cabeza… Para ir de niño malo, no hace falta que destroces una musica con tanta historia.

    O bueno. Ahora llega mi parte preferida. Donde me surgen dos preguntas ¿Para escuchar musica indy me tengo que disfrazar de popero? Es una pregunta con dobles sentido. Ya que ni la musica indy esta unida a los poperos, ni los poperos actules a la musica indy, ya que estos son simplemente una especia de MOD´s que han vuelto a las andadas. Y lo cojonudo es que, puesdes tener mucha cultura musical, puedes incluso tocar en grupos de musica independiente, importandote una mierda las tendencias que mas pegan. Simplemente si no te pones unas gafas tamaño 40×40, no heres nadie, y aun menos si no llevas una puta chaqueta negra americana, con 3 chapas, una de radio birgmingan, otra de London, y otra de un puto muñequito del puto fib, y por no hablar d las putas chapas de las putas niñas esas de los dibujos, Las super nenas. Pero que pasa con vuesta cabeza (a modo de segunda pregunta).
    Conclusion, la musica se mantiene, intacta fuera, de los putos circulos de snobs, y de la MTV.Y si algo entra ahi… pues como dice thom york en motion picture soundtrack…. I will see you in the next live.
    Ta luego peña.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: